> 17 de Mayo de 2018
Debilidad por los argentinos

Con la llegada de Nicolás Sánchez, Stade Français tendrá por sexta vez a uno de los nuestros como conductor del equipo. Gonzalo Quesada, Juan Martín Hernández, Felipe Contepomi, Ignacio Mieres y Diego Domínguez, internacional con Italia, fueron los que dejaron su huella en el equipo parisino. ¡Qué nivel!

La elegancia parisina y la calidad de los talentosos aperturas argentinos, en el rugby moderno, siempre fueron de la mano. Y la llegada del tucumano al conjunto de la capital francesa es una nueva forma de ratificar que la 10 celeste y blanca y la del Stade tienen un mismo hilo conductor.
 
El primero en vestirse de armador estuvo en los seleccionados juveniles, pero en lugar de los Pumas se convirtió en un histórico de Italia: Diego Domínguez. El cordobés estuvo desde 1997 hasta 2004, cuando se retiró, y obtuvo cuatro campeonatos, el último de ellos junto a Juan Hernández, que estuvo desde 2003 hasta 2009, cuando partió a Sharks.
 
Tras la salida de Domínguez, Stade Français contrató a Gonzalo Quesada, que venía de jugar en Beziers. Pero el goleador del Mundial 1999 estuvo apenas una temporada y se fue a Pau. Eso sí, en su vuelta como entrenador (2013 a 2017) condujo al equipo a su última consagración en el Top 14, en 2015, y a la Challenge Cup, en 2017.
 
Como una gran promesa llegó Ignacio Mieres en 2008. En esa temporada no tuvo minutos y partió a Perpignan como joker médico de Dan Carter y en su vuelta a la institución, en 2009, tuvo rodaje hasta que se fue en 2010 cuando el club se vio inmerso en problemas financieros.
 
El último apertura argentino en formar parte de Stade Français fue Felipe Contepomi, que llegó en 2013 y terminó su carrera profesional en 2015 antes de retirarse jugando para su querido Newman en Buenos Aires. ¿Podrá Sánchez dejar su nombre grabado en la memoria de los hinchas parisinos?
Autor: Mundial XV
Foto: Mundial XV
Fuente: Mundial XV
guialaboral
scrum5
Email:
Nombre y Apellido:
Copyright© 2011 MundialXV. Todos los Derechos Reservados.