> 20 de Noviembre de 2019
“Me volví a encontrar con el rugby amateur”

Marcelo Bosch dejó Saracens a mediados de año y el mundo del rugby se sorprendió cuando eligió pasar al Burton RFC, un equipo amateur que disputa la quinta división inglesa. “Esto se dio de la mano de un ofrecimiento laboral y me pareció una buena combinación porque puedo seguir transmitiendo mi experiencia en el rugby”, contó desde Inglaterra, en una charla con A Pleno Rugby. También habló de su vuelta a Buenos Aires. 

Alejado de los flashes del rugby súper profesional inglés, los caminos de Marcelo Bosch volvieron a unirse con el amateurismo luego de un sorpresivo acuerdo con el Burton RFC, un equipo que milita en la quinta división del rugby de Inglaterra.
 
Aunque, tal como él lo cuenta desde el Viejo Continente, el hecho de continuar su carrera en un club amateur se debió a un motivo laboral. “A finales de la temporada pasada, en febrero o marzo, me contactó el CEO de Jupiter Marketing, una empresa de fruta que está en la zona de Midlands, y me ofreció trabajo allí. Además él es el director de rugby del Burton RFC, por lo que también podía seguir ligado al deporte así que la oferta me cerró”, contó el ex centro de Los Pumas, en una charla con A Pleno Rugby.
 
Chelo siempre estuvo interesado en el mundo comercial y empresarial: cuando aún jugaba en Belgrano Athletic llegó a estudiar hasta la mitad de la carrera de Administración de Empresas en la UCA y en la última etapa de Saracens aprovechó para seguir formándose: “Estuve realizando en Londres cursos de Coaching Ejecutivo y a su vez me fueron invitando a otros. Ahí fui conociendo gente hasta que di con este CEO y director de rugby del Burton”, cuenta. 
 
La idea de la empresa Jupiter Marketing es que Bosch trabaje un año y medio en el Reino Unido y que luego pegue la vuelta a la Argentina para hacerse cargo de una filial que la empresa va a abrir en el país: “Las prioridades cambiaron, ahora estoy más enfocado en esta experiencia laboral y corporativa. No tengo casi días libres y en la semana tengo mucha carga horaria: me levanto a las seis de la mañana y paro de trabajar a eso de las 17. El club entrena martes y jueves y cuando puedo voy y doy una mano: me interesa más la parte de entrenar y de que los jóvenes puedan seguir progresando. Burton es un lugar en el que puedo seguir transmitiendo mi experiencia en el rugby”, explica.
 
Bosch ya se dio el gusto de debutar de manera oficial con el Burton RFC y tiene previsto seguir compitiendo, pero cuando se lo necesite: “Mi idea es dar una mano cuando falte gente para armar el equipo. La particularidad de este club es que se respira un ambiente cervecero”, detalla. 
 
Y eso se debe a que Burton Upon Trent es una ciudad cervecera por tradición en Inglaterra y su club, el Burton RFC, fue fundado por bebedores de cerveza: “Tienen unas cervezas completamente diferentes a las que estaba acostumbrado a tomar. Me ha pasado de terminar de entrenar y en vez de tomarme un licuado de proteínas, como hacía antes, por ahí me ponía a tomar un par de pintas con mis compañeros. De alguna manera me volví a encontrar con el rugby amateur, con sus valores: es muy lindo eso de ir a entrenar por el amor al deporte y para estar con tus amigos. Yo salí de un club amateur y extraño mucho aquellos días en Belgrano”, confiesa Marcelo.
 
Durante su estadía en el exterior Bosch nunca dejó de seguir a Belgrano y siempre estuvo al tanto de las campañas que fue realizando. De hecho, el día de la final del Top 12 publicó un tweet felicitando al SIC por su campeonato y a los jugadores marrones por el esfuerzo realizado.
 
“Es difícil analizar qué va a pasar cuando vuelva porque ahora estoy en una sintonía distinta, por supuesto que el amor por el rugby lo sigo teniendo y cuando esté en Buenos Aires me imagino que voy a estar yendo todo el tiempo con mi mujer a Belgrano, porque ella también es del club. Más que nada tengo que ver cómo voy a estar de físico en ese momento, porque el cuerpo con los años cada vez se va poniendo más difícil”, apunta Chelo. 
 
A pesar de que hace mucho que no juega en el país, el ex centro de Belgrano está al tanto de cómo fue cambiando el panorama del rugby de Buenos Aires en los últimos años: “Es otro torneo y también cambió mucho el club. Yo jugué cuatro años en la Primera de Belgrano: en tres disputé la Reubicación y recién en el último pasamos a la zona ganadores. Nosotros solamente entrenábamos martes y jueves y si íbamos el lunes juntábamos 10 personas. Ahora, por lo que tengo entendido, entrenan de una forma mucho más profesional y sé que el torneo es muy competitivo”, analiza Marcelo. 
 
Además de seguir a Belgrano, Bosch también estuvo atento a lo que ocurrió con Los Pumas en el último Mundial de Japón y en ese sentido detalla: “Sin entrar mucho en detalles, creo que tengo el mismo sentimiento de los argentinos que siguen el rugby: fue una lástima el hecho de no haber podido clasificar, pero también el que los chicos no hayan podido mostrar su mejor rugby. Imagino que debe haber sido difícil y más teniendo cuenta que el partido ante Francia se dio tan rápido. Sinceramente hay que decirlo: Inglaterra está en un nivel superior, el partido era con Francia. No fue bueno arrancar con un primer tiempo así ante los franceses porque eso te saca confianza y genera dudas. Siento como que el equipo nunca terminó de encontrarse”. 
 
Mucho se habló durante la Copa del Mundo acerca de si estaba bien o no llevar a los “europeos” a Los Pumas y ante esa consulta, Bosch detalla: “Yo siempre fui partidario de que en Los Pumas tienen que jugar los mejores; más porque todavía no tenemos un torneo profesional propio como para andar restringiendo jugadores que se desempeñan en otras ligas. Obviamente que la UAR hizo esto al principio para que no se le fueran los jugadores más representativos, pero yo pienso que cuantos más jugadores tengas y de diversas ligas tengas es mejor porque genera competitividad”.
 
Autor: Juan Pablo Estévez
Foto: Burton RFC
Fuente: Mundial XV
guialaboral
scrum5
Email:
Nombre y Apellido:
Copyright© 2011 MundialXV. Todos los Derechos Reservados.